Cómo combatir la ansiedad

Publicado por en Salud, Terapia

Cómo combatir la ansiedad

Vacaciones sin expectativas, vacaciones sin estrés

La época de vacaciones en general la asociamos a descanso, tranquilidad, dormir, risas, cervezas, amigos, ocio….¿para todos es así?. ¿Descansaste en tus últimas vacaciones?, ¿qué hace que nos estresemos en vacaciones?, pues lo mismo que nos hace estresarnos en la vida: las prisas,  “quiero ver de una ciudad todo lo que me he agendado”; pensar en el futuro “cuando llegue descanso”, “tengo que …”; perder la capacidad de parar y disfrutar el aquí y ahora, “estoy cansado y me pasaría la tarde aquí sentado, pero esto es una pérdida de tiempo..”; anteponer la agenda a lo que yo necesito, “no me apetece ver más museos, pero ¿cómo voy a no ver conocer tal museo…?”, pensar más en lo que voy a contar del viaje que en disfrutar el viaje; pensar más en lo bonitas que quedan las fotos y los selphies, pero no empaparme con la vista que tengo delante…y todo esto nos va minando la capacidad de disfrute, de conexión con nosotros mismos, perdemos la motivación, la energía y la alegría.

¿Qué perfil tienen las personas con tendencia a padecer ansiedad?combatir la ansiedad

Las personas estresadas y ansiosas son personas que:

  • viven en el futuro
  • anteponen las necesidades de los demás a las suyas propias
  • tienen dificultad para identificar sus verdaderas necesidades
  • pasan por encima de sus necesidades, cuando las han percibido
  • están centradas en los “deberías” y los “tengo que”
  • se escaquean de tomar su responsabilidad para con su vida
  • evitan decidir
  • evitan decir “no” y decir “si”
  • tienen mucha dificultad en parar y tomar perspectiva de los asuntos
  • viven la vida con urgencia, siempre tienen sensación de tareas pendientes

Antídotos para combatir estrés y la ansiedad:

  • Vivir en el presente. El ahora es lo único real y lo demás ya vendrá
  • Anteponer tus necesidades, siempre teniendo en cuenta el principio de realidad. Si no estás satisfecho difícilmente vas a poder satisfacer las necesidades de otra persona
  • Prestar atención y tiempo para averiguar tus necesidades y tus deseos, son el motor de la vida
  • Hacer un adecuado balance entre lo que “tengo que hacer” y lo que “quiero hacer”, que no siempre ganen los “deberías”
  • Responsabilizarte de tus decisiones, asumiendo las consecuencias de las mismas.
  • Adoptar diferentes perspectivas para poder “observar” más en global y no quedarte sólo con una parte
  • Aprender a convivir con temas pendientes, “sin prisa y sin pausa”, tomando en cuenta cuál es la dirección hacia dónde vamos y que a veces hay que hacer altos en el camino.

Si quieres aprender a combatir el estrés y la ansiedad, ven a nuestros talleres

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *