Posts Tagged "Meditación"

Cultivar la Atención mediante la meditación

Publicado por el Mar 22, 2018 en Psicología, Terapia | 0 comentarios

Cultivar la Atención mediante la meditación

Qué es la atención La atención no es solo sentarse a meditar, la atención es estar presente en cada tarea rutinaria de la vida. Cuando nos sentamos a meditar lo primero es respirar prestando atención a la respiración y chequeando cómo estamos, es decir, “ponernos el termómetro emocional”. La mente está loca Cuando paramos y prestamos atención nos damos cuenta de lo loca que está nuestra mente y lo deprisa que funciona. Algunas personas se asustan, les resulta difícil este “primer darse cuenta” y abandonan la meditación diciendo que meditar es difícil. Meditar no es dejar la mente en blanco, es hacernos cargo de nuestros pensamientos sin modificarlos y sin recrearnos. Lo primero es callar los chillidos mentales. Calmamos la mente apoyándonos en la respiración (prestando atención a cada inhalación –subida- y a cada exhalación –bajada- ). Calmamos la mente cuando solo observamos los pensamientos in apegarnos a ellos. El sufrimiento Para poder escucharnos interna y emocionalmente tenemos que bajar el ruido interno. El ruido nos acelera y nos desconecta de nosotros. El ruido se produce por alguna emoción que nos está produciendo “dolor” (ira, rabia, frustración, rencor, enfado…). Cuando nos duele algo puede ser por dos cosas: Tenemos algo que no queremos No tenemos algo que queremos La aversión es tener algo que no queremos, por ejemplo: tener unos vecinos ruidosos. El deseo es no tener algo que queremos, por ejemplo: tener una casa más grande y luminosa. A través de la meditación podemos aprender a dejar de sufrir, a desmantelar el sufrimiento siendo conscientes de cómo nos lo hemos creado. Los sufrimientos siempre son internos, por eso es recomendable prestar atención a lo que hacemos con lo que la vida nos trae, ya que el sufrimiento no tiene relación con lo que nos pasa, sino lo que hacemos con lo que nos pasa. El exceso de actividad, de “estar fuera” nos desconecta de nosotros mismos, de nuestro interior, perdemos el contacto interno. El ritmo actual de la sociedad, la forma de vida “moderna” (largas jornadas de trabajo, el ruido de la ciudad, los atascos, el cambio introducido por la tecnología en la manera de relacionarnos y comunicarnos, etc.), favorece esta desconexión, por ello, proliferan las enfermedades mentales, que no dejan de ser enfermedades del alma. Cada vez hay más personas perdidas, que funcionan en automático, que están desenergetizadas. Son muertos vivientes, como en las películas de zombis. Aprender a estar atentos y concentrados Mientras la mente está interesada en algo, está enfocada, no hay pensamiento, estamos concentrados y atentos. Esto puede suceder en cualquier área de la vida: redactando un informe, observando el juego de nuestro hijo, respirando el olor del  mar, tocando el piano, repitiendo una palabra extranjera, etc. Cuando decae el interés de la mente por una actividad entra el pensamiento. En la meditación cuando la atención y la concentración se desarrollan, la mente es capaz de estar interesada y enfocada en la respiración, que es la base de la meditación. Nos ponemos a pensar cuando perdemos el interés por la respiración. En la vida, nos ponemos locos y nos desenfocamos cuando baja la atención y perdemos interés en lo que hacemos. Así que todo depende del interés y de la atención. Lo que más deleita a la mente es la calma, a la mente no le gusta la agitación; así que cuanto más practiquemos la meditación, más fácil nos resultará, ya que a la mente, como a nosotros, le gusta el placer, en su caso, el placer de la calma. Del principio del placer se ha hablado mucho, tanto Freud como wilhem Reich, pero...

Read More